Recomendaciones

Para la Bicicleta…

  • Luces. Un alumbrado adecuado es un elemento de seguridad imprescindible en nuestra bicicleta y al que no estamos acostumbrado en nuestras salidas cortas de fin de semana. Tan necesario es un buen foco delantero (para ver) como una potente luz roja trasera (para que nos vean).
  • Bidones. El típico bidón de serie con el que vienen equipadas la mayoría de bicicletas no es suficiente para afrontar con garantías un reto de este tipo (ni tan siquiera para muchas salidas de domingo). Recomiendo, al menos, un par de bidones de 0,8L, fijados al cuadro de la bici. En cuanto a colores, materiales, capacidad de aislamiento térmico,… las opciones son enormes.
  • Velocímetro. Indispensable para llevar el control de cualquier etapa. De hecho, debería ser indispensable casi para cualquier salida en bicicleta.
  • GPS / Portamapas. Últimamente, se han puesto de moda los (carísimos) dispositivos GPS específicos, si bien las hojas cartográficas del Instituto Geográfico Nacional (gratis) siguen siendo igualmente válidas. Una solución intermedia: usar un teléfono Nokia 5800 con GPS y cargador de dinamo para recargar el móvil mientras pedaleas.
  • Candados. No hay ningún método infalible que nos proteja de los “amigos de lo ajeno” durante los días que dure nuestra travesía, aunque no por ello debemos dejar de tomar ciertas “precauciones”…

Herramientas y Repuestos…

  • Spray Antipinchazos. La palabra maldita, ese infernal sonido (pfffffffsss), el peor enemigo de cualquier ciclista (con permiso de la terrible “pájara”)… ¿qué hacer si nos pilla en medio de la nada? el spray nos ofrece una solución de emergencia, un remedio rápido que nos permitirá avanzar algunos kilómetros,… lo justo para encontrar un lugar más apropiado donde hacer la reparación.
  • Bomba de inflado. Fundamental. Tanto para asegurar una correcta persión de los neumáticos antes de emprender la marcha, como para devolverle aire a la cámara después de un pfffffffsss.
  • Cámaras de repuesto. Ojalá no haya que llegar a utilizarlas nuca jamás, pero… por si acaso, llevar una par de ellas.
  • Cinta de kevlar. Las bandas antipinchazos de kevlar son una buena alternativa a las cubiertas tubeless (y mucho más baratas, pequeño detalle sin importancia).
  • Multiherramienta. A modo de navaja suiza bicicletera, este magífico gadget nos proporciona las llaves, palas, destornilladores,… más habituales, en muy poco espacio.
  • Tornillos de repuesto. De varios números. Nunca se sabe en qué momento puede zafarse un tornillo de su sitio.
  • Cinta americana. Junto con las todopoderosas bridas, constituye un elemento esencial para fijar casi cualquier cosa.
  • Bolsa Portaherramientas. Se fija al sillín por debajo y es una magnífica opción para tener siempre a mano nuestras herramientas.
  • Pulpos elásticos. De gran utilidad, especialmente cuando se quiere transportar bultos más grandes (saco de dormir, tienda de campaña, etc.).
  • Aceites. Después de hacer 100 km por caminos de tierra, ¿no se merece también nuestra bicicleta una sesión de baño y masaje reparador?.

Por supuesto, no olvidar nunca llevar siempre encima documentación, dinero efectivo, tarjetas de crédito,… y la credencial de peregrino.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política. Información ACEPTAR
Aviso de cookies